Seleccionar página

Iba a empezar este post destacando la gran afición que tiene Roldós Media por las aulas. Una vez escrito, nos hemos dado cuenta de que no era del todo cierto… ¿o sí? Esta simple afirmación nos ha llevado a una batería de preguntas: ¿lo que realmente nos gusta es ir a la universidad y colarnos físicamente en las aulas?, ¿compartir un rato con los alumnos y transmitirles nuestro conocimiento y experiencia?, ¿aprovechar la ocasión para analizarnos como empresa y como profesionales?, ¿empaparnos de su joven visión del mundo? Son preguntas que nos trae el confinamiento, pero que dan para un largo debate y para una eterna reflexión…

Todos estos pensamientos vienen a propósito de nuestra cita anual con la Facultad de Comunicación de la UIC. La semana pasada tuvimos el placer de compartir un rato de nuestro tiempo con los estudiantes de Publicidad y Relaciones Públicas, pero en esta ocasión, en vez de colarnos en sus aulas, nos colamos, literalmente, en sus casas (y ellos en la nuestra, dicho sea de paso). Y lo hicimos a través de un formato que nunca antes habíamos utilizado. Sí, impartimos una sesión a través de Google Meet, una plataforma que permite organizar reuniones de hasta 100 participantes, lo que nos ha dado la posibilidad de charlar con más de 40 alumnos a la vez, pero desde la distancia. Parece mentira pero en muy poco tiempo todos nos hemos acostumbrado a este tipo de herramientas, lo que demuestra la capacidad de adaptación del ser humano, y lo acostumbrados que estamos a pensar en digital. Ciertamente, muchas de estas plataformas son muy intuitivas, pero no nos vayamos a quitar méritos, hemos tenido que invertir unas cuantas horas y realizar algunas pruebas para dominarlas, pero es cierto que  lo que el primer día supuso una hecatombe, hoy forma parte de nuestro día a día. Y quién sabe, quizás es un formato, híbrido, que ha venido para quedarse. Tanto en lo profesional como en lo académico (no hablemos ya de lo familiar y de lo social) hemos comprobado que es una buena alternativa para combatir la distancia. Y ahora que ya lo tenemos integrado, tenemos la certeza de que será una nueva modalidad en la que se establecerán algunas relaciones. Son tiempos de cambio, sin duda.

Y volviendo al hilo de lo que nos ocupaba, en esta inusual clase virtual pudimos explicar a los estudiantes de la Universitat Internacional de Catalunya en qué consiste la labor de una agencia de medios, y cómo trabajamos, algo que suelen desconocer, pero que siempre les apasiona. De hecho, nos sorprende ver cómo, tras nuestras clases, muchos de estos alumnos descubren o redescubren el mundo de la planificación de medios, injustamente tachado de aburrido, desde los tiempos de los tiempos. Desde nuestra humilde experiencia intentamos explicarles el peso que tiene esta parte del negocio dentro del proceso publicitario; al fin y al cabo, el éxito de una campaña, más allá de ser una buena campaña, pasa por una buena planificación. Si no, mal vamos. Además, pudieron ver la gran oferta de servicios que ofrece una agencia; cada vez se hace más necesario que los profesionales sean holísticos, es decir, que sepan pensar de manera transmedia y que puedan aplicar la creatividad (en cualquier momento del proceso) más allá  de lo convencional. Lo convencional hace mucho rato que ha dejado de ser válido. Y como muestra, el contexto en que nos encontramos.

Aunque bueno, tras esta clase y  estas líneas, hoy, una semana más tarde, seguimos pensando en la pregunta que nos formuló una de las alumnas, a tenor de la eufórica intervención de un miembro del equipo: ¿qué es lo que hace que te apasione tanto esta profesión? No hubo una respuesta concreta; al final en Roldós Media nos gusta lo que hacemos, y así lo transmitimos a quienes nos conocen, alumnos, clientes o proveedores. Y esto es lo que nos hace únicos. Y esto es lo que atrae a Universidades, a clientes y a proveedores. Si quieres contagiarte de nuestra vocación e implicación, o simplemente quieres que te ayudemos a planificar tu campaña, no dudes en contactarnos. La realidad ha demostrado que vendremos, sin concretar de qué manera, pero estaremos allí para escucharte y atender tus consultas, porque hoy, más que nunca, es un muy buen momento para hablar con tus consumidores, que están deseosos de escuchar lo que quieras contarles. Y ahora que estamos por acabar, tenemos que reconocer que seguimos sin saber qué es lo que más nos gusta de colaborar con las universidades. A ver si en la próxima clase obtenemos una respuesta.

 

Carolina Serra

Marketing Strategies